Saltar al contenido
Tu Blog de salud y medicina

El lupus en las mujeres

20/11/2020

Aún no se conoce una causa de peso que se relacione directamente con el desarrollo de esta enfermedad, sin embargo, un dato interesante es que el lupus en las mujeres es mucho más común que en los hombres. Muchos estudios afirman que puede deberse a la fluctuación de las hormonas a lo largo del tiempo y componentes hereditarios.

lupus

Una afección autoinmune, perdurable en los años y muy compleja por todos los síntomas que engloba. El lupus influye en la piel, el cerebro, las articulaciones, los pulmones, los riñones y los vasos sanguíneos, siendo sus estados de leve a grave dependiendo de la persona que lo padezca y del avance de la enfermedad.

Otra información de relevancia en cuanto a esta problemática es que no hay cura, su tratamiento se basa prácticamente en mejorar la calidad de vida de los que la padecen, de aminorar los síntomas y de hacer pasajero el malestar. Conoce más detalles de esta dolencia aquí con nosotros.

Algunas estadísticas

Para entender más a fondo el avance y forma de esta dolencia corporal, es necesario saber algunas cifras acerca de ella, prevalencia en género, porcentaje de vida, edades de afección y entre otras:

  • El lupus en las mujeres es nueve veces más predominante que en los hombres.
  • De cada cien mil habitantes, de quince a cuarenta y siete personas son afectadas.
  • La edad en que aparecen los síntomas suele ser en su mayor caso a los 17, esta enfermedad tiene un rango de aparición entre los 18 a 45 años de edad.
  • Tiene un 90% de supervivencia, aunque suele ser diagnosticada a los años de padecerla.
  • Hoy en día, se han conseguido muchos avances médicos para lograr la tasa de mortalidad que arriba vemos.

Sintomatología del lupus

Los indicios son muy variados, sobre todo porque dependen del grado o nivel en el que esté el padecimiento en el cuerpo de la persona, los más usuales son:

  • Fatiga extrema.
  • Dolor en las articulaciones.
  • Fiebre alta sin razón.
  • Erupciones en la piel.
  • Inflamación en las articulaciones, sobre todo en los dedos de las manos y en los pies.
  • Dolor muscular.
  • Molestias en el pecho.
  • Sangre al orinar.

El lupus en las mujeres suele agravarse un poco más por los efectos que tienen estos síntomas en los períodos mensuales, en donde, en su mayoría, se presenta cansancio y dolor muscular, además de una gran fluctuación de hormonas que influyen en el estado de ánimo.

Causas

Al ser una enfermedad autoinmune, muchos factores entran en juego para provocarla, de hecho, aún no existe una determinante ya que cualquier medio puede desencadenarla; el lupus se comienza a dar cuando el sistema inmune ataca el tejido sano del cuerpo y se empieza a ver la inflamación en varias partes.

Se han realizado numerosos estudios médicos que determinan un componente hereditario no tan fuerte en esta afección, de hecho, también se habla de un cúmulo de otras infecciones que por no curarse directamente terminaron en esta dolencia, sin embargo, todas estas afirmaciones aun no tienen sustento o base verídica.

Algunas de los factores que influyen en la aparición del lupus son:

  • La luz solar, su exposición constante a ella y sin cuidado puede generar muchos otros daños en el cuerpo, uno de ellos puede ser el lupus si se tiene herencia para desarrollar tal enfermedad.
  • Uso prolongado de ciertos medicamentos, muchos componentes químicos pueden desencadenar en esta afección tan perjudicial para el cuerpo.
  • Desarreglos hormonales, esta es una de las procedencias más fuertes que validan la prevalencia del lupus en las mujeres. Las hormonas son pequeñas mensajeras en el cuerpo, envían señales y pueden cambiar cualquier detalle en las mujeres.
  • Estrés emocional, la nueva enfermedad de este siglo moderno, así es, altos niveles de estrés pueden generar muchos desarreglos emocionales y físicos y uno de ellos puede llegar a ser el responsable de desencadenar el lupus.

Cinco remedios caseros para curar las caries

Diagnostico

No hay una prueba que determine a ciencia cierta el padecimiento de esta enfermedad, de hecho, el lupus en las mujeres suele confundirse con otras patologías frecuentemente debido a lo común de los síntomas.

Recientemente, los médicos y especialistas en salud han establecido once formas de aparición de este proceso autoinmune en el cuerpo, de esta forma, si se certifican estas sintomatologías, sumada a aciertos análisis de sangre y otras pruebas, se diagnostica a la persona con lupus.

Tratamiento

Como lo dijimos al principio, el tratamiento de esta enfermedad se basa en sobrellevar la gravedad de los padecimientos que de ella se generan, de mejorar la vida en todas sus funciones y de proporcionarle a la persona una vida normal, por así decirlo.

Actualmente, la terapia está basada en muchos procedimientos, medicamentos y cuidados directos en los órganos afectados, es de hacer notar que cada una de estas vertientes de tratamiento va sujeta al nivel del lupus que presente la persona.

El embarazo y el parto con lupus

Otro dato de información notable en cuanto al lupus en las mujeres es la relación de la enfermedad con el proceso de gestación y el parto, anteriormente se decía que estaba contraindicado, sin embargo, con el avance de los años se ha conseguido una posibilidad para las que desean ser mamá.

Pues, el efecto de la misma solo se da si está activa en el cuerpo de la progenitora, de lo contrario, el proceso de gestación puede darse normalmente. Puede ser riesgoso para el feto si se está consumiendo medicamentos durante el embarazo o alguna terapia base de hormonas.

El bebé por lo general no sale enfermo, pero, en los primeros meses de nacimiento puede presentar manchas en la piel rojas. El lupus en las mujeres puede generar un riesgo alto de aborto natural y fetos prematuros.

¿Cómo llevar una vida con lupus?

Al igual que todos los males, este no escapa de los cuidados y restricciones que se deben tener para no alterar o desencadenar un nivel más grave del que ya se tiene en el cuerpo, algunas de estas medidas son:

  • Usar ropa y cremas que protejan del Sol.
  • Ir periódicamente al médico de confianza para controlar la enfermedad.
  • No consumir alcohol ni otras sustancias tóxicas.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

×

Todo el contenido de Desalud se revisa médicamente o se verifica con hechos para garantizar que sea lo más preciso posible. Tenemos pautas estrictas de abastecimiento y solo enlazamos con otros sitios de medios acreditados, instituciones educativas y, cuando sea posible, estudios revisados ​​por pares. Si cree que alguno de nuestros contenidos es inexacto, desactualizado o cuestionable, contáctenos a través del formulario de comentarios en esta página.